Home
Psicología online

 

 

 

 

 

     
 
 cie 10 cie cie

Indudablemente, la muerte de un ser querido constituye una circunstancia de la vida que todos quisiéramos no tener que vivir. Sabemos que esto no es posible, y aun así nos cuesta mucho aceptar con naturalidad este fenómeno que es inevitable.
La muerte de un ser querido, marca profundamente a todos los miembros de una familia.
Es un momento de intenso dolor, confusión y sentimientos contradictorios.
El proceso de duelo, es lento y necesario. Se requiere de una gran fortaleza interior para poder acostumbrarse a seguir adelante sin el ser amado presente y aceptar esta realidad que no nos gusta. Es muy importante contar con una red de apoyo, de la familia y los amigos.
La pérdida de un ser querido, ocasiona un fuerte golpe al equilibrio familiar. Todos los miembros deben ajustarse a esta realidad a la vez que realizan su propio proceso de duelo.
Cuanto mas estable el funcionamiento previo de la familia, mejor evolucionará el proceso de duelo.

 
qweAñadir a favoritos